Calificar películas
Mi SensaCine
    Que sea ley
    Críticas
    4,0
    Muy buena
    Que sea ley

    La Marea Verde en formato documental

    por Tamara Cuevas

    En el 2018 el mundo se volvió verde. Ese año comenzó en Argentina la Marea Verde, movilizaciones masivas de mujeres con pañuelos verdes tomaron las calles para exigir el derecho al aborto seguro, en medio de una sociedad que parecía no haberse sacudido de encima el fantasma machista del peronismo.
    La cámara de Juan Solanas, cinefotógrafo y cineasta argentino, capturó la gestación de un movimiento que logró reunir a dos millones de personas a las afueras del Senado donde se discutió el Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, creado desde el 2006 pero que apenas logró ser tratado en el 2018.

    Entre vítores, tambores, canciones y bailes transcurre la acción de Que sea ley, el único documental argentino presentado en Cannes que sentaba bases para comenzar una discusión en torno a dicha problemática. Dividido por subtemas, Solanas presenta de manera ágil e interesante todos los factores que entran –injustamente– en juego al momento de que las mujeres decidan sobre su propio cuerpo: iglesia, política, sistema de salud, religión, entre otros.

     

    Si bien son claras las credenciales del documental y su postura dentro del debate, Solanas no olvida presentar también los discursos de aquellos cegados por la religión y el machismo. No obstante, éstos se ven debilitados orgánicamente ante los casos devastadores de miles de mujeres que han muerto por la prohibición impuesta en América Latina.

    La labor de investigación de Solanas va mucho más allá de levantar un sondeo dentro de las marchas de agosto del 2018. El documental contiene voces poderosas de diputadas en la lucha a favor del proyecto de ley, además de que se traslada hasta municipios de Argentina golpeados por la pobreza y la religión por igual, donde las niñas y mujeres son juzgadas en sus comunidades por querer interrumpir un embarazo no deseado. Allí, la cámara de Solanas presenta testimonios valiosísimos para la lucha latinoamericana por la interrupción legal del aborto.

    Uno de esos testimonios es el de los padres de Ana María Acevedo, una mujer de 20 años con cáncer de mandíbula a la que le negaron el correcto tratamiento para su enfermedad con el pretexto de "salvar las dos vidas". Los doctores se enteraron de que estaba embarazada de 15 días y la hicieron continuarlo hasta los 5 meses. Para cuando practicaron la cesárea, Ana estaba ya muy debilitada, la bebé murió a las horas y Ana a las pocas semanas.

    El interés de Juan Solanas por el movimiento feminista es natural: su padre Pino Solanas, cineasta y político argentino, cuyas películas hoy son un referente de cine político en Latinoamérica, fue una de las primeras voces masculinas en hablar fuerte y claro sobre la necesidad de un proyecto de ley para el aborto en Argentina. Sin embargo, Solanas en ningún momento convierte a Que sea ley en una carta de amor al progresismo de su padre o algo parecido, se mantiene al margen de los hechos como cineasta, pero deja que su trabajo funja como una plataforma a través de la cual la Revolución de las Hijas grita por los derechos de las mujeres en América Latina.

    *Que sea ley tiene su estreno en plataformas digitales el 3 de diciembre del 2020, y estará disponible de manera gratuita por 48 hrs. 

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top