Bloodshot
Críticas
3,0
Entretenida
Bloodshot

Acción por doquier

por Octavio Alfaro

No es una sorpresa para nadie que los superhéroes están marcando la pauta en el cine y la televisión de la actualidad. Estrenos gigantescos y épicos tanto de Marvel Studios como de DC han labrado el camino para que los justicieros sean tendencia cada que se acerca el estreno de alguna entrega. Es por ello que este tiempo parece el idóneo para que otros personajes de este tipo llegue a la pantalla, como el caso de Bloodshot, quien pertenece a los cómics Valiant y que ahora Vin Diesel interpreta en una película del mismo nombre.

La trama sigue a Ray Garrison (Diesel), un exmilitar que tiene una segunda oportunidad de vivir cuando es resucitado por un grupo de científicos mediante el uso de nanotecnología. Ahora que Ray tiene superfuerza, resistencia y demás habilidades únicas, está convertido en una máquina asesina y prácticamente invencible, el problema es que Garrison no recuerda nada de su pasado y cuando descubre que la empresa que lo trajo de vuelta en realidad lo está utilizando para misiones letales específicas es cuando el conflicto se presenta.


 



Lo bueno de Bloodshot es que no pretende ser otra cosa más que una película de acción. Si bien la trama en un principio parece estar enredada, conforme avanza la película se va aclarando la situación, resultando en un escenario relativamente sencillo y sin mayores ataduras. Hay muchas escenas de acción que realmente se agradecen, ya que es el punto fuerte de contar esta historia, inclusive los cómics en los que surgió el personaje se caracterizan justo por la violencia de sus páginas, algo que fue trasladado a la pantalla grande.

Sabemos que a Vin Diesel no le faltan músculos para dar la talla de este tipo de personajes, por lo que resulta la elección ideal para interpretar a Bloodshot. No es que tenga que mostrar sus dotes dramáticas en la trama, sino que basta con mostrar actitud de inmortal y empuñar armas de alto calibre para que le compres la idea de que es alguien con destrezas sobrehumanas.

Por otro lado, la actriz mexicana Eiza González, quien poco a poco se ha abierto camino en Hollywood en grandes producciones como esta, tiene el papel de KT, una chica que también tiene una alteración tecnológica que la ayuda a seguir con vida. El tiempo en pantalla de la intérprete nacional no es minúsculo como en Alita: Battle Angel o Hobbs and Shaw, sino que realmente su personaje tiene el tiempo suficiente para desarrollarse y hasta escenas de acción tiene. Eiza quizá tiene aquí uno de sus papeles que más la hacen lucir después de su participación en Baby Driver.




El tono y fórmula de Bloodshot sin duda se asemeja a las grandes franquicias de superhéroes, con acción por doquier, un protagonista con el que empatizas y un universo establecido en las historietas, por lo que esta película podría ser la primera de varias que adapte a los personajes creados en Valiant; el propio Vin Diesel ha afirmado que justo el plan es ese, pero para lograrlo su desempeño en taquilla debe ser destacado.

Es imposible que la saga de John Wick también se aparezca en nuestros pensamientos, sobre todo por algunas escenas específicas de acción que son menos masivas y más personales. Pero no es el único título al que remonta Bloodshot, ya que la aparición de un actor en particular hace que recordemos Iron Man 3, y es que Guy Pearce interpreta a un importante personaje aquí, el mismo detrás del villano de la tercera película individual de Tony Stark (Robert Downey Jr.), así que no es coincidencia que su rostro se te haga conocido de las sagas de superhéroes.


 



No podemos terminar esta crítica sin dejar de hablar de los efectos especiales, ya que son parte fundamental de Bloodshot. En algunas secuencias lucen geniales, sobre todo cuando las heridas de Ray se regeneran, sin embargo, en algunas peleas se nota cierta deficiencia en el terminado, por lo que los personajes y escenarios no lucen tan realistas en ciertos pasajes, pero fuera de esto, realmente es un entretenimiento visual competitivo y satisfactorio.

Así que, en conclusión, Bloodshot le da prioridad a desarrollar sus escenas de acción para entretener y utilizar tanto las fortalezas del personaje como de los intérpretes para intentar arrancar una nueva franquicia de superhéroe en la pantalla grande; no se preocupa tanto por el drama y lo que parecía una historia compleja la desenredan con facilidad para que quede clara.

Back to Top