Marcianos Contra Mexicanos
Críticas
2,5
Regular
Marcianos Contra Mexicanos

Ríete de ti mismo

por Octavio Alfaro

La risa es la medicina del alma, y los mexicanos somos expertos en provocar esa sensación; por prácticamente cualquier cosa nos burlamos y hacemos un chiste al respecto, hasta de nosotros mismos. Aprovechando esto los hermanos Riva Palacio decidieron hacer una sátira hacia nuestra sociedad, retratando la simpleza de la cotidianidad que muchas veces es involuntariamente chistosa.

Que si las garnachas, el policía corrupto, los albures y hasta los muros fronterizos, en Marcianos vs mexicanos encontramos un sin fin de referencias a nuestra forma de ser que aunque parezca una mentira, son cosas que suceden en la realidad y posiblemente sólo en este país.

La historia gira en torno a “El chacas”, un típico adolescente despreocupado, y a su numerosa familia compuesta no sólo por parientes, sino por conocidos que se van colando con los años. Tras un día en apariencia normal se dan cuenta que los marcianos están invadiendo la Tierra y todo el mundo, a excepción de México, ha caído ante los extraterrestres. Por esta razón los estadounidenses acuden a nuestro país para pedir ayuda y mandarlos al espacio a combatir la amenaza.

En principio la cinta es divertida, saca risas fácilmente con el uso de su característico humor negro, pero mientras va pasando el tiempo esto se pierde en una constante repetición de chistes o cosas que no tienen gracia. A pesar de que el trabajo de doblaje es simpático, con Adal Ramones a la cabeza interpretando a “El Chacas”, y Omar Chaparro como el “Rey Marciano”, quien luce más alocado con sus diferentes cambios de personalidad.

Si bien la historia está hecha para divertir y poner a los mexicanos como los héroes del mundo, no tiene la capacidad de mantener interés y se convierte en una trama vacía, sin sentido e inclusive aburrida. El uso de muchos personajes es una de las razones de esto último, de repente son tantos que ninguno luce y se vuelven una mezcla complementaria absurda.

Se entiende perfectamente que los creadores de la cinta quisieron regresar a los orígenes de su éxito con Huevocartoon, con el humor negro y personajes simples, pero sólo lo consiguieron en parte. Pese a la comodidad que expresaron en la conferencia de prensa haciendo esta película y regresando a su animación en 2D, Marcianos vs mexicanos termina por dejarte insatisfecho e incluso con risas que trataron de salir pero no encontraron excusa.

Back to Top