Mi cuenta
    La Liga de la Justicia de Zack Snyder​
    Críticas
    4,0
    Muy buena
    La Liga de la Justicia de Zack Snyder​

    La resurrección de Zack Snyder en el DCEU

    por Octavio Alfaro

    El poder e influencia de los fans nunca ha pesado tanto como ocurrió con La Liga de la Justicia de Zack Snyder. Luego de que el director tuviera que alejarse de la cinta en 2017 por la muerte de su hija Autumm, Liga de la Justicia quedó con el vacío de su timonel en la etapa de postproducción, por lo que Joss Whedon (The Avengers) entró al relevo, aunque al final modificó la película a su antojo y el resultado fue el desastre de conocemos. Cinco años después por fin Zack Snyder puede estar orgulloso de haber estrenado su versión y vaya que es una de las mejores entregas en el Universo Extendido de DC hasta la fecha, aunque paradójicamente no es canon.

    La pasión y el esfuerzo por entregar algo espectacular nunca han faltado en Zack Snyder y sus cintas para DC. Es verdad que tuvo sus tropiezos como con aquella secuencia en Batman v Superman que involucrada el nombre “Martha” y que cambió todo el discurso de forma poco convincente, pero también fue el responsable de darle el papel de Mujer Maravilla a Gal Gadot, así que ha tenido unos aciertos y otros fallos. La buena noticia es que La Liga de la Justicia de Zack Snyder es una palomita en su carrera; aparentemente cuenta la misma historia, pero en realidad es una completamente diferente.


     



    Son cuatro horas las que dura La Liga de la Justicia de Zack Snyder y no miento cuando les digo que es algo atípico de ver para una película y es todo un reto verla de corrido sin pausarla, por lo que lo más probable es que hagas varias interrupciones para despejarte o hacer otra cosa. La ventaja de esto es que la cinta está dividida en capítulos, así que podrás detenerla en un momento ideal para no perder el hilo conductor. Eso sí, esta cinta se caracteriza por tener la dosis equilibrada entre acción y drama, por lo que no hay mucho “bla, bla, bla” ni tampoco peleas en exceso, hay un balance que permite disfrutar de lo mejor de las dos partes y no aburrirte.

    Cuando una escena se te hace familiar porque es parte del corte que estrenó en cines con La Liga de la Justicia, hay una sorpresa, ya que no sentirás que estás mirando la misma secuencia de hace unos años, porque la forma en que llegas ahí, con una historia más madura de los protagonistas, con más detalles esclarecidos y con las intenciones de los involucrados anunciadas, definitivamente cambia por completo la perspectiva con la que miras varios momentos, como la batalla entre las Amazonas y Steppenwolf (Ciarán Hinds) o la resurrección de Superman (Henry Cavill).


    El Joker de Jared Leto está de vuelta en 'La Liga de la Justicia de Zack Snyder'.


    Por otro lado, uno de los defectos que tiene La Liga de la Justicia de Zack Snyder es que algunas escenas no tienen los efectos especiales pulidos, es decir, ciertos personajes no se ven precisamente del todo reales y se perciben como animaciones de videojuegos, pero son contadas las secuencias en el que se puede distinguir esto. Caso contrario a Steppenwolf, que realmente luce imponente, la voz es tan grave que asusta por sí sola y la nueva armadura que le dieron es brillante (literal y figurativamente).

    Pero el ingrediente que deja más satisfecho en La Liga de la Justicia de Zack Snyder es el desarrollo de los personajes. Ahora sí hubo el tiempo necesario para conocer las historias de fondo de Flash (Ezra Miller) y Cyborg (Ray Fisher) principalmente, ya que ambos carecen de cintas individuales y en esta estaban haciendo su debut. Mientras Cyborg ahora sí es un personaje muy importante y con el que realmente es posible empatizar debido a que conocemos su pasado y conexiones familiares, Flash aporta el lado cómico en la trama, algo de lo que carecía Zack Snyder con sus cintas en DC, pero que aquí logra con ciertos chistes pequeños insertados en los momentos adecuados.


     



    Se percibe una sensación de unión en los personajes, pero también una maduración, sin dejar a un lado que hay ciertos fan-service para hacer sonreír a quienes han seguido toda la línea del DCEU. Obviamente todo esto también es consecuencia del tiempo que pasó entre el estreno de la película origina en cines y el Snyder Cut, pero vaya que el director supo aprovecharlo y hasta mezclarlo sutilmente de una forma que era imposible años atrás por diversos motivos. Cabe destacar que no es necesario ver las cintas anteriores a esta del DCEU, ya que puedes entenderle sin mayor problema a lo que se cuenta.

    Y no puedo dejar de mencionar la banda sonora y el soundtrack, ya que son fundamentales para entrar en el ambiente de La Liga de la Justicia de Zack Snyder y te permiten inmiscuirte en este universo. Sin estos dos ingredientes quizá hubiera sido más complicado que este corte luciera épico por varios momentos, también en parte gracias a la inclusión de otros villanos que no le quitan peso a Steppenwolf, sino que lo complementan.

    Así que, en conclusión, La Liga de la Justicia de Zack Snyder es todo un acierto tanto para el director como para HBO Max, que tiene ahora la redención del SnyderVerse y que probablemente levante las discusiones sobre darle continuidad a lo que cuenta el director aquí, debido a que también tiene sus dosis de sorpresas (que no son muchas), pero que sí te deja intrigado por saber qué pasa después.

    Comentarios

    Mostrar comentarios
    Back to Top