Mi cuenta
    Festival Guanajuato 2019: “No fui a la escuela, fui al cine”, José Carlos Ruíz
    Por Uriel Linares — 20 jul. 2019 a las 20:33

    Entre aplausos y conmovedores anécdotas, el actor impartió una conferencia magistral y repasamos sus mejores frases.

    El gran homenajeado
    1. El gran homenajeado +
    El veterano actor, José Carlos Ruíz, impartió una conferencia magistral, siendo ésta su última actividad dentro de la 22 edición del GIFF.
    Lee más

    Existen trabajos destinados a ser recordados por un tiempo infinito; películas que paralizan nuestros sentidos; actores que merecen uno y más homenajes; José Carlos Ruíz se ha despedido del Festival Internacional de Cine Guanajuato 2019 con una conferencia magistral, en la cual recordó su amor por el cine, contó las mejores anécdotas que compartió a la par de María Felix, Jorge Fons, Julian Soler e inclusive con Oliver Stone. Por esta razón quisimos reunir todas las frases, memorias y agradecimientos del seis veces ganador del Premio Ariel y homenajeado nacional del certamen.

    “Yo sostengo que el cine es el alma del pueblo, el espejo en donde podemos vernos para saber de dónde venimos, quiénes somos y por qué somos así; un pueblo sin cine es un pueblo sin alma”.

    “En un periódico deportivo de hace 60 años o más, leí una portada que decía: ‘El cine mexicano está muerto, apesta’; paradójicamente esta tarde, todos los presentes estamos reunidos para festejar al cine nacional, ahora más vivo que nunca”.

    “Desde que estaba muy chamaco nunca busqué escaparme por medio del cine, sólo que cerca de mi casa había un cine pequeño y el boletero muy amable al verme ahí merodeando me decía: ‘ándale, ándale, ya pásate’; me metía al cine y se me olvidaba la orfandad, la pobreza”.

    “¿Qué tiene el cine que en su convocatoria acuden todas las artes? ¿Qué tiene el cine el acercamiento de hombres de gran significado: Octavio Paz, Carlos Fuentes, Vargas Llosa, Gabriel García Márquez, Rulfo; la danza, la música, la pintura, el canto…?”

    “Ni modo, yo no fui a la escuela, fui al cine”.

    “Nunca llega uno a ningún lado, siempre se está a expensas de ‘cómo lo haré, cómo lo interpretaré'. Uno anda buscando en la calle inspiración, en ver a la gente, ahí está la verdadera felicidad del actor: nunca llega a ninguna parte, todos los días empieza”.

    “¿Qué sería de Beethoven si todos fuéramos sordos? ¿Qué sería de Picasso si todos fuéramos invidentes? ¿Qué sería del actor si ustedes no estuvieran en la sala? No seríamos nadie, no serviríamos para nada, así pues… gracias a ustedes”.

    facebook Tweet
    Te puede interesar
    Comentarios
    Mostrar comentarios
    Back to Top